A un paso de la aprobación de la Ley de TV Digital en Chile: ¿cuáles son sus implicancias?

Por -

Ayer se avanzó, pero aún quedan un par de instancias. ¿No cachan mucho en qué está la cosa? Acá una explicación, para que vayan entendiendo.

 

Cámara

La discusión sobre la implementación de la TV Digital en nuestro país hace bastante tiempo está en la agenda pública, generando diversidad de posiciones. Pero empezamos junio con la noticia de que el Senado ha despachado el proyecto de ley haciendo la implementación de la TV Digital una realidad cada vez más cercana.

De acuerdo a la Biblioteca del Congreso Nacional (BCN), la televisión digital terrestre o TDT es una plataforma para optimizar la transmisión de datos, de modo que pueden pasar muchos más canales donde anteriormente sólo pasaba uno, produciéndose menos interferencias, aumentando la eficiencia y la calidad de la imagen y el sonido.

La norma elegida para transmitir la TDT es la japonesa brasileña ISDB-Tb, aprobada en septiembre de 2009, la cual tiene las propiedades de HDTV de alta definición y programación múltiples, transmisión conjunta a aparatos fijos, portátiles y móviles, es decir, se destaca por su portabilidad y movilidad. Por lo tanto, una vez que entre en vigencia, se transformará en una política pública que modernizará completamente el sector de telecomunicaciones, pues incidirá directamente sobre la oferta actual tanto de los canales de televisión abierta como los proveedores de cable, complejizando el escenario con la aparición de nuevos actores, entre ellos, los asociados a internet y telefonía móvil.

El proyecto de ley fue ingresado por mensaje del Ejecutivo el 08 de noviembre de 2008, pasando en abril de 2011 al Senado y tras numerosos trámites y sesiones, éste aprobó por 24 votos a favor 3 en contra, despachar a tercer trámite legislativo el proyecto de ley, luego de cuatro años dando vueltas en la Cámara Alta. Lo que viene ahora es enviar el proyecto nuevamente a la Cámara de origen, es decir, los diputados deberán con suma urgencia estudiar las indicaciones realizadas por el Senado y votar su aprobación, y si todo se aprueba sin problemas, pasará el Presidente de la República que debe aprobarlo mediante la firma y promulgación del decreto correspondiente, publicándose posteriormente en el Diario Oficial y chan chan, habemus ley.

En cuanto a los beneficios, se supone que aumentará la competencia al aparecer nuevos canales de televisión, incluso múltiples programas por cada canal, la calidad sonido-imagen mejorará, se dará cabida a señales regionales, locales y comunitarias, y esperamos que las compañías proveedoras de cable bajen los costos, dado que el actual sistema obliga a contratar servicios de televisión en alta definición. El problema es que tenemos dos opciones, o instalar un descodificador digital (STB) en cada televisor de nuestros hogares o comprar uno digital con este sistema incorporado, pero que no cunda el pánico, el proceso será paulatino en su implementación, entre aproximadamente cinco a diez años.

Además, se espera que el lobby de los empresarios del sector, del Consejo Nacional de Televisión y a nivel político sea bastante grande como ha ocurrido hasta ahora, y si sumamos la posibilidad de nuevas modificaciones de ambas cámaras, creación de una comisión mixta y modificaciones por parte del Ejecutivo, el asunto podría demorarse aún más, aunque el proyecto está con suma urgencia.

¿Qué les parece la implementación de la TV Digital en nuestro país?

Cony Jorquera

Analista Político Internacional, tengo 24 años y cuando no estoy escribiendo, horneo galletas. Me puedes encontrar en Twitter como @remolinodecolor